Mes de Marzo ¿Qué hacemos en el jardín en el mes de Marzo? Leave a comment

El sol y las vacaciones han tenido tiempo para dejar su huella, y cualquier abandono o descuido se verán inevitablemente reflejados en el jardín de Marzo. Prepárelo para resistir la temporada que se aproxima, retomando con empeño el ritmo de trabajo. Es una tarea sencilla, pero requiere dedicación.

Si ve resentido el jardín por falta de riego, acumulación de hojas o invasión de pestes y plagas, la principal tarea del mes será un aseo y limpieza profundos, que permitan recuperar el buen aspecto y el orden del jardín.
En este periodo también se acaban de recoger las cosechas y es la mejor época del año para dividir matas y crear nuevas plantas.

Los destacados del mes de Marzo
· Aunque algunas plantas pueden florecer antes y otras después, en esta época están en flor: laurel de flor, hibisco, granados, rayitos de sol, viola, lamium, vinca, gazania, vitadinia, begonia, cala, impatiens, anthurium, crisantemo, violeta de Persia, kalanchoe, aphelandra, achiras, hortensia, fucsia, abelia, diamelo, aralia, lavanda, hebe, hipericum, dalias, espuela de galán, alyssum.
· Si elimina las flores secas de las dalias tendrá flores hasta la primera helada. Si aplica abono a las begonias antes de que florezcan, tendrán flores hasta mediados de abril.

Labores del mes de Marzo
· Diariamente elimine las flores viejas (especialmente de rosas y dalias), con ello logrará mejorar su calidad y estimular la producción de flores nuevas.
· Corte tallos y flores secos de las plantas vivaces, dejando tanto follaje como sea posible. Elimine tallos y hojas secas de gazanias, arctotis y aquilegias para que crezcan con mayor vigor. Si tiene lirios, a fin de mes recorte el follaje, dejando sólo 1/3 de la hoja.
· Revise los cubresuelos: separe los que estén muy apretados (gazanias, arctotis, ajugas, etc.) o levante los que estén avejentados. Limpie y mejóreles el suelo, agregando tierra de hojas con Superfosfato Triple.
· Recoja, limpie y guarde los tutores que no vaya a necesitar durante esta época.
· Si quiere trasplantar arbustos muy crecidos o mal ubicados, ahora es el momento. Para que resistan mejor la pérdida de raíces que produce el cambio, antes de moverlos, pode las ramas más viejas y plántelos en un terreno preparado adecuadamente.
· Si quiere conservar los diferentes tonos de sus plantas variegadas, retire las ramas que hayan salido totalmente verdes.
· Elimine los frutos de las hiedras adultas, pues son una delicia para los ratones.
· A fin de mes empieza el receso vegetativo de las plantas, con lo cual muchos árboles empezarán a cambiar el color de sus hojas y –más adelante- a botarlas. Recoja las hojas caídas e inicie con ellas un proceso de compostaje. No utilice hojas enfermas para preparar abonos. Por el bien de su jardín y de la calidad del medio ambiente, nunca las queme.

¿Qué hay que tener presente en el mes de Marzo?
Los aspiradores para jardín resultan de gran utilidad a la hora de recoger las hojas. Algunos modelos las trituran para facilitar su decomposición.
· Desentierre los bulbos y tubérculos de las variedades no resistentes y guárdelos en un lugar seco y protegido de las heladas invernales. Envuélvalos con compost seco para aislarlos y evitar que se deshidraten.
· Guarde los bulbos de gladiolos separados por variedades. Corte las hojas hasta dejarlas a 2,5 cm. del bulbo, quíteles los restos de tierra y recoja los bulbos más pequeños para guardarlos en sobres separados.
· Ya se pueden plantar los bulbos que primero florecerán en primavera: ranúnculos, jacintos, juncos, tulipas, anémonas, cilas celestes. Plante azucenas tan pronto disponga de los bulbos. (Vea: Bulbos en su jardín: Calendario de floración y plantación).

Riego en el mes de Marzo
· Si durante el verano ha regado en exceso, puede que en su jardín halla prosperado el oxalis, maleza muy invasora que -si no se extirpa a tiempo de macizos florales y arbustos- termina invadiéndolo todo e incluso compitiendo con el prado.
· Si no ha regado suficientemente durante los meses de calor, es posible que su jardín muestre los efectos de la sequía. Algunas plantas, como los crespones, se deshidratan severamente. Síntomas de falta de agua son: pérdida de hojas (azaleas y paltos), la planta se pone lacia (canelo), sus hojas se vuelven amarillas (acer).
Aunque las rosas resisten bien la falta de agua, su floración desmejora y la planta puede verse atacada por la roya.
· Para recuperar zonas dañadas por la sequía, programe su riego automático para que funcione en cada posición al menos 25 minutos diariamente.
· Para recuperar la turgencia de los tejidos de las plantas afectadas, riegue
abudantemente durante 3 o 4 días -incluso sobre su follaje- especialmente en los sectores que muestren los estragos de la falta de agua. Después de eso, el tiempo de acción del riego automático debe ser de 10 a 15 min. según las temperaturas, y a medida que las noches se vuelvan más frías y las plantas aminoren su crecimiento, vaya reduciendo los riegos en frecuencia y en cantidad de agua (incluye plantas de interior).
· Al menos un par de veces, haga un riego muy profundo a los árboles. Proteja del agua del riego la corteza de los árboles.

Pasto mes de Marzo
· Marzo es un buen mes para sembrar pasto. Proteja los sectores recién sembrados con ramas de espino para evitar el pisoteo mientras se produce la germinación.
· Por las mañanas, cuando la humedad de la noche todavía se encuentra en el suelo, elimine las malezas con desmalezador, desraizando a fondo la planta para que no vuelva a brotar. Muchas de ellas (como por ejemplo el llantén) son de larga y extendida floración lo cual les permite esparcir sus semillas por todos lados si no se las controla a tiempo; incluso pueden llegar a producir serias alergias en algunas personas.
· Si el pasto se ha vuelto amarillo por falta de agua, puede que haya sufrido la pérdida irrecuperable de las especies más sensibles. Si se trata de un pasto relativamente nuevo, resiembre las zonas raleadas cuando lo tenga recién cortado: pase el rastrillo para retirar los restos, pique el sector afectado para mullir la tierra, esparza la semilla, «barra» la superficie sembrada y proteja con ramas. Si la zona es pequeña, cubra con una capa fina de compost.
Si el pasto afectado es antiguo, es preferible esperar hasta mayo para realizar esta labor, pues se puede picar más profundamente la tierra y las condiciones ambientales harán que la recuperación sea mejor.
· Siga controlando las manchas amarillas o pardas que puedan haber aparecido en el pasto: podría tratarse de hongos, que si no se tratan a tiempo, se expanden con rapidez.
· Horquetee el pasto después del corte, especialmente en las zonas de más uso o que quedan bajo sombra y luego haga la última fertilización fuerte, antes de volver a repetirla en primavera. Fertilice a las horas de menos calor.
· Proporcione al césped un abono especial para esta época, de modo que cobre fuerzas para el invierno. No aplique abonos para primavera, pues resultan inadecuados a estas alturas del año.
· En la última semana del mes, baje un punto a su cortadora de pasto y prohiba el uso de la orilladora.

Podas en Marzo
· Recorte las ramas indeseables, ya sea porque han crecido desmesuradamente (Flor de la Pluma) o para ordenarlas y darles formas (coprosmas, laurentinas y abelias). Elimine la flor de la pluma o hiedra que estén invadiendo árboles, pues provocan mucho daño.
· Selle las heridas de las podas con algún producto cicatrizante que proteja la planta contra diferentes enfermedades.
· Elimine los chupones de rosas, ciruelos de hoja roja, olmos y limoneros.
· Elimine los frutos en los jacarandas jóvenes pues producen mayor desgaste energético a la planta.

Control de Enfermedades en Marzo
· Como rutina, controle el oidio, conchuelas, arañitas, pulgones, mosquita blanca y chanchito blanco.
· Combata los hongos, como la botritis, el oidio, la roya y la fumagina; esta última siempre aparece donde hay pulgones y conchuelas. Después de algunos días de aplicado el fungicida correspondiente, riegue fuertemente con manguera para quitar de las hojas los restos de fumagina.
· Elimine babosas y caracoles con cebos especiales, cuidando de no dejarlos al alcance de niños ni animales.

Fertilización y tratamientos especiales
· Después del riego de recuperación en zonas afectadas por falta de agua, fertilice con algún producto que contenga aminoácidos, que ayuden a eliminar el estrés de la planta.
· Haga la última fertilización general de la temporada al pasto, árboles y plantas, con un fertilizante que los prepare no para crecer, sino para resistir mejor el invierno (los fertilizantes de primavera ayudan al crecimiento). El producto escogido deberá tener menos nitrógeno y más potasio.
· En rosales, agregue al suelo media cucharada de Fosfato diamónico por cada planta, pique y riegue. Simultáneamente pulverice el follaje con Nutriman unas 2 veces, con 10 días de intervalo entre cada aplicación.
· Fertilice sus rosas con salitre y agregue superfosfato triple.
· Si ha podado en exceso algunos árboles de lento crecimiento, como el crespón, tulipero, boldo, belloto, palmera, alcornoque, encina inglesa, refuerce los elementos proteicos de la planta y mejore la brotación realizando una última aplicación de algún fertilizante nitrogenado, como por ejemplo urea (aplicada sobre el follaje), salitre (aplicado al suelo) o ambos, si las especies no son muy sensibles al frío.
· Aplique azufre a plantas que requieran suelo ácido, como fucsias, hortensias, camelias, azaleas, rododendros, aucuba, erica carnea, jazmín del cabo, copihue.
· Trate las acidófilas con Sulfato de fierro (25 grs. o 1 cucharada por planta grande o 1 cucharadita por cada macetero mediano) o bien con quelato de fierro: Sequestrene (1/2 cucharadita por planta). Luego riegue bien.
· Aplique todo el año fertilizantes foliares (Nitrofoska o Phostrogen) en maceteros y jardineras, pues tienen un efecto más rápido. Alterne de vez en cuando con fertilizantes granulares de suelo, como Superfosfato triple (1 cucharadita por macetero).

Aproveche ahora en Marzo
· Para obtener semillas de plantas como el crataegus, piracantha, solanum, hacia fines de mes coseche los frutos pulposos maduros, guárdelos a la sombra hasta que casi se descompongan y póngalos a fermentar en agua.
· Los frutos secos que se abren espontáneamente para dispersar sus semillas (como los de la aquilegia), se cosechan cerrados y se guardan en bolsas de papel (jamás de plástico) etiquetados con su nombre y fecha de recolección.
· Esta es buena época para dividir plantas herbáceas y cubresuelos. Temprano por la mañana, levante la mata principal con un cuchillo filoso, separe cada una de las nuevas plantitas, cuidando dejarles grupos de hojas y raíces; plántelas en un suelo adecuado, abone y riegue. Las prímulas son una de las plantas que se pueden reproducir fácilmente por champas.
· Los acodos de los claveles ya se pueden separar de la madre y plantar en su nueva ubicación. También es época para reproducir por estacas crisantemos, penstemon, hiedras, y cardenal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *