Mes de Febrero ¿Qué hacemos en el jardín en el mes de Febrero? Leave a comment

En Febrero el jardín se encuentra en su apogeo.
Sigue dominando el calor y la rutina del riego no debe quedar de lado.
Las flores dan paso a los frutos, que más vale eliminar, pues ponen punto final a su encanto.

Las plantas se preparan para la temporada que viene y empiezan a ver deteriorado su crecimiento por la aparición de pulgones y arañitas; combátalos pues son puerta de entrada a otras enfermedades.

Los destacados del mes de febrero
· Aunque algunas plantas pueden florecer antes y otras después, en esta época están en flor: alyssum, clavelones, tagetes, vinca, alegría del hogar, clarines, ceanoto, ceratostigma, fucsia, laurel de flor, achiras, hibisco, hortensia, suspiros.
· El ruscus aculeatus resiste bien la sequía.

Labores del mes de febrero
· Guíe los tallos nuevos de las dalias, que podrían romperse con un golpe de viento.
· Termine de dividir las matas aglomeradas de los lirios.
· A fines de mes plante los bulbos de floración otoñal, como amaryllis, juncos, narcisos, trompetas. A partir de la última semana de febrero, plante fresias, sparaxis, violetas de persia, lirios de invierno, crocus, scilla, leucojum (lágrimas de la virgen), gloria de las nieves, chionodoxa, muscari, acónito de invierno.
· Cuidado con los almácigos ya preparados. Protéjalos del calor y evite riegos en horas de mucho calor. Si se ven muy tupidos, desmalece y entresaque. Si se ven débiles, aplique salitre en dosis de 1,5 a 2 gr. por litro de agua.
· En días secos y calurosos, pulverice sus plantas de interior con agua.
· Saque los maceteros de plantas tropicales hacia fuera y riegue profundamente. Retire la capa superior de tierra de los maceteros y reemplácela por tierra de litre y abono completo.
· Inspeccione el drenaje de sus maceteros. Si está tapado, destápelo con una varilla.
· Si hay manchas calcáreas en el macetero, elimínelas con escobilla.

Riego en Febrero
· Riegue generosamente hortensias, calas, flor de la pluma, verbenas y helechos.
· Siga regando los liliums, aunque ya no tengan flores, para que las hojas preparen su alimento.
· -En general, la mayoría de los árboles adultos necesitan en esta época un promedio de 25 a 30 litros de agua semanales.
· -El crespón, liquidámbar y sauce necesitan algo más: 30 a 40 litros a la semana.
· -Pimientos, algarrobos, peumos y quillayes, no requieren más de 10 litros semanales.
· Algunas plantas herbáceas chilenas como las del género Blechnum y Adiantum, pierden las hojas y entran en receso vegetativo si en esta época no reciben agua suficiente. Se recuperan después de las primeras lluvias.
· No permita que el riego moje la corteza de los árboles.

Césped en febrero
· Desmalece prolijamente el césped antes de cortarlo y no descuide su riego, pues a falta de agua, las malas hierbas florecen y fructifican rápidamente, arrasando con el césped y otras plantas.
· Elimine especialmente las invasoras pichoguilla, chépica corriente y el maicillo.
· Aproveche la humedad que deja en la tierra el rocío de la noche y desmalece a primera hora de la mañana, así las raíces se soltarán mejor y saldrán completas.
· Mantenga el corte del césped alto y corte al menos una vez por semana, al mediodía, cuando el suelo está más seco.
· Recorte los bordes después de cortar el césped. Cree nuevos bordes si los encuentra desgastados o dañados.
· Con una horquilla agujeree periódicamente las zonas más compactas.
· Una vez al mes, después del corte, arroje al voleo un poco de salitre potásico (u otro fertilizante nitrogenado), en dosis de 1 taza por cada 100 m2 y luego riegue para disolver los gránulos. Ponga especial atención en recuperar la zona de césped cercana a la piscina, que en esta época se deteriora más que el resto, debido al pisoteo constante sobre el terreno húmedo.
· Retire los restos de césped que quedan después del corte, así evitará que fermenten y produzcan problemas de hongos, bacterias o quemazón de las plántulas.
· Para combatir los hongos que salen en el césped por exceso de humedad, aplique Abono para césped + Fungicida Anafert.

Podas en febrero
· Revise y elimine las ramas secas de árboles y arbustos, que pueden alojar plagas y enfermedades que luego atacarán al ejemplar. Si corta madera viva, selle la herida con Desinfectante Anasac para pintar cortes y podas: evitará que penetren por allí microorganismos patógenos deteriorantes.
· El durazno de flor no se poda.
· Pode los cercos vivos (setos arbustivos).
· Si nota que sus plantas de coprosmas están algo ralas, haga un leve despunte.
· Siga cortando los chupones de las rosas y las flores secas.
· Desbotone y elimine el exceso de crisantemos, dejando sólo las flores mejores: más grandes, de tallo largo y bien ubicadas.
· Pode la flor de la pluma: ate los tallos largos de los renuevos para dar forma a la planta. Dirija el tallo principal hacia arriba y acomode con alambres para que las flores puedan colgar escalonadamente. Para estimular la floración, pode en esta época todos los vástagos laterales dejándolos de 10 a 15 cm. de largo y acórtelos de nuevo en invierno, a tan sólo 5 cm.

Control de enfermedades
· Pulverice los rosales con azufre para prevenir el oidio.
· Trate las rosas que presentan arañitas y pulgones u otras enfermedades tales como roya, oidio, botritis. Vea: Enfermedades del jardín: aprenda a reconocerlas y Enfermedades del jardín: cómo combatirlas.
· Aplique un producto acaricida para controlar arañitas en choisya, azalea, almendro, encina, plátanos orientales, olmo y fresno.
· Proteja de la humedad y las heridas la base del tronco del «palo de borracho», ya que por allí puede entrar el hongo fusarium.

Fertilización y tratamientos especiales
· Aplique salitre o urea a los arbustos de sombra o semisombra, como por ejemplo: skimmia, aucuba, corynocarpus, ruscus, coprosmas, evonymus, rhamnus y riegue abundantemente. Ponga especial esmero en los ejemplares que hayan crecido con lentitud o estén recién plantados.
· Fertilice sus verbenas con Nitrofoska foliar en dosis de 15 a 18 cc. por cada 10 litros de agua. Repita a los 21 días. Junto con esta pulverización, aplique –preventivamente- un fungicida como «Hongos» de Anasac.
· Aplique fertilizante Nitrofoska azul a rododendros y azaleas: favorecerá su floración.
· Abone las dalias con un fertilizante líquido.
· Abone regularmente los ejemplares ya asentados de la flor de la pluma con fertilizante líquido rico en potasio: estimulará su floración.
· Aplique fosfato diamónico para incentivar la floración de hortensias, corona del poeta, grevillea, spiraea, lila, thunbergii, forsythia, laurentinia, menbrillo de flor, durazno de flor.
· Si las hortensias muestran hojas amarillas o nervadura verde, aplíqueles sulfato de fierro de H.Lee.M.
· Aplique Superfosfato Triple de H.Lee.M. sobre «pata de vaca» (bauhinia candicans) para asegurar una buena floración. Este último arbolito florece esplendorosamente a partir de los 10 o 12 años, cuando hay suficiente fósforo en el suelo.
· Agregue también unos granitos de fosfato diamónico a los liliums que ya no florecen, pero todavía tienen hojas: fortalecerá el bulbo y aumentará la floración de la siguiente temporada.
· Aplique salitre a coprosmas y otras plantas que se cultivan por su follaje.
· Durante este mes aplique 2 fertilizaciones con salitre (cada 15 días) a ejemplares jóvenes (1 a 3 años) de espinos, boldos, peumos, quillayes, belloto.
· Mulla el suelo en torno a ceibos, jacarandá, bauhinia, lagunaria patersonii, crespón, durazno y manzano de flor, y mezcle la tierra con fosfato diamónico en dosis = 20 a 25 grs. por m2 de proyección de la copa sobre el suelo. A continuación riegue sin mojar la corteza (podría podrirse).
Otra alternativa es que cave varios hoyos pequeños en el terreno que queda debajo de la copa, ponga el fertilizante en ellos y luego cubra con tierra para que no escape el amoniaco del abono.

Aproveche ahora en el mes de Febrero
· Multiplique a partir de esquejes o patillas sus margaritas, fucsias, cardenales, cinerarias, manzanillón arbustivo, rayos de sol y pelargonias. Corte estacas de 20 a 30 cm. de largo y entierre dos terceras partes en tierra permeable. Protéjalos del calor regándolas y sombreándolas. Enraícelos en maceteros pequeños o plante varios juntos en uno más grande y divídalos una vez que enraícen en maceteros de 7,5 cm. de diámetro; déjelos allí todo el invierno.
· Multiplique por acodo las plantas arbustivas con ramas bajas y de borde, como la flor de la pluma, madreselva, pasionaria, de la siguiente forma: doble un tallo hasta el suelo; hágale un corte y aplíquele hormonas enraizantes; entierre esta parte del tallo bajo tierra y afírmelo con una piedra grande; mantenga el suelo siempre húmedo. Ate el extremo del tallo a una caña o un tutor. (demora aproximadamente 1 año en enraizar bien).
· Siembre en almácigos: pensamientos (para florecer en junio-julio), perritos (para agosto-septiembre), alhelí amarillo (para septiembre a diciembre), delphinium y phlox (para septiembre a octubre).
· Siembre bajo vidrio: heliotropo, cineraria, fucsias, violeta de Persia.
· Corte con cuchillo unos vástagos laterales sin flor del hibisco, dejándoles un trozo de corteza; introdúzcalos en macetas con un sustrato que drene muy bien y póngalos en una cajonera a la sombra para que enraícen.
· Cada 3 años, subdivida en esta época los lirios. Corte las hojas a los 6 o 7 cm. y sepárelos a 40 cm. dejándolos en buena tierra (preparada y abonada).
· Si va a renovar rosales en junio, saque a fines de mes las plantas viejas y mejore la tierra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *