¿Qué es un análisis de suelo? - ¿Para qué sirve un análisis de Suelo?

¿Qué es un análisis de suelo?¿Para qué sirve un análisis de Suelo? Leave a comment

Como primera respuesta, señalo que un análisis de suelo es un paso previo al trabajo en cualquier jardín o huerta, que lamentablemente muchas personas omiten y que luego tienen costos económicos (e incluso emocionales, por la sensación de continuo fracaso…) muy importantes.

Una prueba de suelo es un análisis muy importante que hay que hacer antes de comenzar un nuevo proyecto de jardinería y repetir cada tres a cuatro años en las zonas ya establecidas. Un jardinero puede preguntarse cómo impacta y de qué manera marca la diferencia realizar una prueba de suelo, además -por supuesto- cómo comenzar a hacerla.

El primer paso es tomar muestras de suelo y enviarlas a un laboratorio. Una vez que la muestra llega al mismo, se buscan elementos como fósforo, potasio, calcio, magnesio, sodio, azufre, manganeso, cobre y zinc, han sido eliminadas.

Otras pruebas también importantes se enfocan en determinar en esas muestras el pH del suelo y la cantidad de materia húmica. Estos niveles le revelarán al jardinero si existe necesidad de alcalinizar o acidificar el suelo, en qué medida y cuánto.

Otros aspectos importantes deben incluirse como parte de este análisis. Te propongo abordarlos en el próximo post dedicado a este tema.

Si bien, es una precaución que algunos deciden no tomar (fundamentalmente por un tema de costos), créeme que un análisis de suelo puede ahorrar dinero, porque evitará algunos problemas además del clásico -pero poco efectivo- método del ensayo y el error.

También una prueba del suelo puede contribuir a proteger el medio ambiente, proporcionando la correcta nutrición de las plantas que necesitan y reducir la escorrentía hacia arroyos y ríos.

El primer paso es empezar el proceso de toma de muestras del suelo, que requiere que el jardinero tome el trabajo de obtener muestras de diferentes zonas del terreno y las lleve al laboratorio de su confianza. Deben procurarse recipientes esterilizados y adecuados y recoger las muestras en iguales condiciones para evitar la contaminación.

Todo tipo de herramientas involucradas, tales como sonda de suelo, tus propias manos o una pala, se deben limpiar para eliminar cualquier tipo de contaminación del suelo. No utilices herramientas que son de latón, bronce o metal galvanizado ya que cualquiera de estos materiales contaminan las muestras con el cobre y / o zinc.

Por último debes ser muy prolijo en la especificación de las muestras: marca cada cuadro de muestra con un nombre que indique dónde fue tomada. Este nombre tiene que ser de cinco letras y / o números. Todo registro es bienvenido y nunca está de más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *